Menu

 

Interés General

La semilla del mal


Marcos Durán Flores
Todas las especies que antecedieron al Homo sapiens fueron violentas y mataban sin una razón que pusiera en riesgo su sobrevivencia. La escasa evidencia disponible afirma que nuestros ancestros los Australopitecos, Homo habilis, Homo erectus y Neandertal, asesinaban sin más motivo que la dominación por sí misma. Luego nosotros, a pesar miles de años evolucionando y sostener conceptos sociales que no tuvieron nuestros antepasados, como altruismo, compasión y empatía social, seguimos ejerciendo la violencia en contra del género contrario.

Leer más ...

Escondrijos de Luna


Arcelia Ayup Silveti
Los días, las horas, subibajas y otros espejos forman el amasijo de Escondrijos de Luna, mi primer libro de cuentos. Nacieron hace algunos años, aunque en su mayoría, en la Maestría de Literatura y Creación Literaria de Casa Lamm. Pueden ser producto de vidas ajenas, de vivencias, de la imaginación, o bien, una mezcla de todo lo anterior, vertido con una idea: transportar al lector a cada historia.

Leer más ...

Eclipsados


Marcos Durán Flores
En los primeros días de la humanidad, cuando el hombre volteó hacia el sol se dio cuenta de que todos los días lo iluminaba y que sin él su mundo se oscurecía. El sol le brindaba su luz y con sus efectos obtenía alimento y calor.
Al comprender su poder, optó por hacerlo su Dios. Distintos nombres le impusieron las antiguas civilizaciones: En Egipto se llamó Atum, en Grecia: Helios, y Huitzilopochtli para los Mexicas. En el Mitraismo de la antigua Roma tenía el nombre del Invictus, y la fiesta para adorar su poder se celebraba el 25 de diciembre, la fecha ya estaba arraigada y, siglos después, fue tomada por el cristianismo para conmemorar el nacimiento de Jesús.

Leer más ...

ALGO QUE VALE LA PENA CONTAR

 

ALBERTO BOARDMAN
A lo largo de la historia el fenómeno astrológico denominado "eclipse" (del griego "ekleipsis" que significa "desaparición" o "abandono"), ha generado las más polémicas percepciones, desde el desastre y los malos augurios, hasta la salvación. Por ejemplo, los vikingos producían una secuencia de ruidos muy fuertes con el objeto de asustar a los dos lobos de la mitología nórdica (Skoll y Hati), que perseguían continuamente al sol y la luna, si los cuerpos celestiales eran atrapados, se producía entonces un eclipse. Los chinos pensaban de manera similar, su concepto para definir este prodigio era "shih" que significa comer, y ejecutaban también un ruido incesante de tambores a efecto de espantar el "perro celestial" que se comía al sol.

Leer más ...

Todos somos iguales


Marcos Durán Flores
Los antropólogos, científicos que estudian los seres humanos y sus orígenes, aceptan que en la especie humana no hay evidencia científica creíble de que una raza sea cultural o psicológicamente diferente de otra. Es decir, no existe una “raza superior” o, para decirlo con claridad: la raza blanca no es superior a la negra, a la latina y un largo etcétera.
En el siglo pasado algunos científicos se prestaron al nazismo y publicaron la teoría racial, una pseudociencia que ponía estereotipos negativos a la raza judía, cristianos y negros, lo que al final derivó en la ideología que dio pie al genocidio. Así es como, por razones de “raza”, millones de personas han sido sometidas a experiencias de deshumanización degradantes y humillantes basadas en prejuicios. No obstante las masacres y persecuciones que a lo largo de la historia han sufrido algunas razas, hay aún quienes sostienen que su propia raza es superior a las demás.

Leer más ...

Abrazo solidario


Arcelia Ayup Silveti
Desde hace más de veintisiete años de mis frecuentes visitas a Viesca, tengo presente las leches quemadas y los dulces llamados mamones. Infinidad de veces acudí a la casa de los famosos elaboradores de estas delicias: Gelito y Jairo. Nunca tuve necesidad de tocar, porque las puertas estaban abiertas de par de par.

Leer más ...

ALGO QUE VALE LA PENA CONTAR


Alberto Boardman
Existencial, así definiría la experiencia de haber contado durante la época más crítica de la vida, es decir, mientras estudiaba la preparatoria y profesional, con la oportunidad de acercarme por primera vez a Eduardo Humberto del Río García, nuestro querido "Rius". Si bien, al principio detonó en mi cabeza su sagaz crítica política, esa manera personal de abordar el tema, me incentivó a interesarme por su obra y adentrarme en sus peculiares libros. De la mano de sus magistrales gráficos e hilado de historias, aprendí por ejemplo, desde la fórmula secreta de los refrescos de cola, hasta las entrañas del marxismo, capitalismo, alimentación, religión y muchas otras finas yerbas. El éxito de Rius no provino de la magia, sino de encarnar fielmente el papel de juglar; uno intelectual sí, pero con lealtad, sin faltar al pulso del pueblo.

Leer más ...

Pies de barro


Marcos Durán Flores
¿Cómo entender la necesidad humana de tener líderes, de identificarnos, de creer en alguien, de seguir el ejemplo de quienes creemos héroes? Me atrevo a decir que los líderes y eso que llamamos héroes o ídolos, son importantes en nuestras vidas porque han hecho algo que admiramos. Representan algo que valoramos. Se han convertido en alguien a quien queremos imitar.

Leer más ...

Las diez y diez

 


Marcos Durán Flores
Nadie como él sabía cómo crear un culto a la personalidad. Cada aspecto de su excentricidad fue cuidadosamente cultivado, desde su bigote encerado, sus declaraciones deliberadamente provocativas, hasta su comportamiento estrafalario, que lo terminaron convirtiendo en genio y loco a la vez –neurosis, dice la ciencia–, algo que padeció desde su infancia y le hizo casi imposible sostener relaciones sociales normales.

Leer más ...

ALGO QUE VALE LA PENA CONTAR

 

ALBERTO BOARDMAN
Poco reparamos en la importancia de algo tan cotidiano como la sal. Se dice que los chinos fueron los primeros en utilizarla, allá por el 2000 a.C. y que en Egipto, se comenzó a curar la carne en sal, elaborando las primeras salazones de jamón y pescado. En algún momento de la historia también ha sido objeto de conflicto, como el sucedido en 1540 denominado “La guerra de la sal”, originada por una insurrección en la ciudad de Perugia contra los Estados Papales. En aquel entonces la sal era sumamente apreciada para la conservación de alimentos y al Papa Paulo III, se le ocurrió cobrar carísimos impuestos por su uso.

Leer más ...
Suscribirse a este canal RSS

Secciones

Columnas

Follow Us

Tools

RSS

RSS